Absuelven por Falta de Pruebas a los Acusados de un Asesinato

Absuelven por Falta de Pruebas a los Acusados de un Asesinato

Excusan por falta de pruebas a los detenidos de una muerte cometida en Dénia. El tribunal simplemente examina sentenciado por un delito de advertencias a la defensa por contratar a 3 asesinos para eliminar la concubina de su compañero

La decisión muestra que no hay pruebas que vinculen al acusado con el final del tiroteo de Sandra Franco. Inocentes por falta de testimonio. Un tribunal popular llevó a cabo ayer en la Audiencia de Alicante por la ausencia de pruebas para todos los acusados del asesinato de Sandra Franco, una dama de nacionalidad colombiana que detuvo en abril de 2010 tres disparos a la cabeza. La investigación mostró que el acusado principal contrató a tres asesinos para matar a la amante de su marido. Nada de esto ha sido probado por el jurado. Solo este ha sido condenado por un delito de amenazas, por todos los incidentes que tuvo con la víctima para dejar a su esposo.

Tras el veredicto, el fiscal solicitó una sentencia de dos años y medio en la penitenciaría por intimidaciones. El resto de los involucrados han sido declarados confiables de todos los delitos. En resumen, el magistrado debe emitir un juicio basado en el veredicto del jurado popular. Los acusados fueron puestos en custodia preventiva por estos actos. Ahora solo uno de ellos seguía las rejas, cumplía una condena en Polonia por falsificación de documentos y había sido extraditado a España para enfrentar un dolor de cabeza.

La principal demandada, Silvia C. K., protegida por el abogado Fernando Crespo, enfrentaba penas que sumaban 28 años de prisión. El jurado solo ha encontrado pruebas de que el acusado amenazó con el sacrificio en diferentes momentos, pero no para ordenar su destrucción, ni para pagar a nadie para que ponga fin a su vida.

En el banco se sentó su esposo, Norbert C., quien fue acusado de un delito de posesión no autorizada de armamentos y por el cual se le pidió 20 meses de prisión. Según la denuncia, el arma del crimen era de su propiedad a pesar de no tener una licencia para ello y su esposa se lo dio a los asesinos para que cometieran el crimen. El jurado tampoco ha analizado este final. El arma de Norbert, cubierta por el abogado Mariano Lorente, no fue detectada por la policía.

Los otros tres arrestados son los presuntos asesinos de nacionalidad polaca que cometieron el asesinato. La fiscalía sostuvo que dos de ellos eran los colaboradores habituales de Norbert y que Silvia los contactó para encontrar a alguien que matara a la víctima. Según la acusación, un compatriota que vive en Suecia se habría mudado a Alicante desde ese país en 2010 para cometer el asesinato. Jerzy K., quien fue diseñado por el abogado Roberto Sánchez, estuvo recluido durante 20 meses bajo custodia preventiva por estos actos. Su defensa logró que la Audiencia le colocara una fianza para salir en libertad mientras esperaba que se pudiera observar el conocimiento. Ahora ha sido absuelto y el jurado no cree que su relación con el asesinato haya sido probada. Este acusado pasó unos días en la casa de los otros dos acusados.

En cuanto a los dos ciudadanos polacos, Darius F. y Witold F., defendidos por las abogadas Celeste Llopis y Lara Martínez López, no se ha probado ante el jurado que contactaron al presunto albacea ni lo llevaron a la casa para cometer el crimen. Estos disputaron que estaban a cargo de cobrar las deudas de Norbert de un negocio de préstamos que tenía y registraron que hicieron trabajos de albañilería y tuberías en una empresa de bienes raíces de este ejemplo.

Uno de ellos llegó a incriminar en su día a Jerzy, pero luego se desdijo de todo y manifestó que la Policía le había presionado para que le incrimanara y que además tenía mala relación con él porque se habían peleado.

Fuente: https://www.levante-emv.com/marina/2017/03/25/absuelven-falta-pruebas-acusados-asesinato/1546028.html